miércoles, 13 de abril de 2011

Necesito una parada

Tengo 23 años, llevo 6 fuera de casa y podría decir que prácticamente llevo un año viviendo sola. Terminé bachiller sabiendo muy bien lo que quería estudiar, ese fue mi problema que sabía lo que quería y no podía.

Me paseé por varias carreras y aquí estoy a un paso (o quizás 4) de terminar una diplomatura que no me llama la atención, pero es práctica y se me da bien.
Desde que tengo 16 años no he parado: estudios, campamentos, trabajos, más estudios y más trabajos… aunque hoy me he dado cuenta que sólo tengo 21 días cotizados (eso de hacer contratos parece que no está de moda).

Tengo 2 ofertas de trabajo para un futuro próximo, sé que tal y como están las cosas es una suerte. Como me dice una amiga “no tengo una flor en el culo, lo mío es una floristería”. Y la realidad es que no quiero que me cojan. No es que no quiera trabajar, es que quiero parar. Quiero pararme unos días sin nada que hacer, sin la presión de los estudios y ver que quiero hacer con mi vida, ver mis posibilidades y hacia dónde enfocarlas.

Hoy me ha dado la sensación de que vivo por inercia, una cosa tras otra y con poco o ningún sentido todo. Supongo que estoy en esa “crisis” que todo el mundo pasa al terminar una carrera.




Vetusta Morla, ha vuelto!

6 comentarios:

rombo dijo...

Ohhh, qué cosas cuentas. Saldrás adelante bien, seguro. Tienes juventud y futuro. ¿Qué más quieres? Un beso.

FueraDeReceta dijo...

Estoy segura que tu puedes con eso y mucho más !!!! ;)

Hormiga dijo...

Ufff, efectivamente, estás en esa crisis. Ánimo que termina por pasar!

ladeantes_anónima igual dijo...

... necesitas una parada, sí. De metro que te lleve a mi casa.

Esa crisis la pasamos todos, yo me cagué tanto que empecé otra carrera. Fíjate tú, y ya está.

Bueno te vienes a mi casa, no?

ISA dijo...

¿23 años y dos posibilidades de trabajo?, anda,anda que ya te vale.
Bromas aparte entiendo perfectamente que quieras un "año sabático", aunque solo fuera de un dia... pero las cosas no están para estos disfrutes.
Con tu juventud y vitalidad conseguirás lo que quieras. ¡Animo y al toro!.

aunenpie dijo...

Te leo y pienso...¡¡qué he hecho con mi vida!!

Yo estoy acabando una licenciatura, que al principio, no me gustaba nada. Ahora estoy muy contenta por haberla hecho.

Independientemente de ello, yo necesito lo contrario que tu, fíjate. Trabajos, cursos, excursiones, estudios...¡¡independencia!!

Pero poco a poco.

Suerte, te irá bien.